martes, 23 de junio de 2015

NUEVO AUTOBRONCEADOR SUBLIME BRONZE DE L´OREAL CON MICRO-DIFUSOR

¡Hola chicas!

¿Qué tal lleváis este calorazo?  Yo lo cierto es que lo llevo bastante bien, salvo cuando me quedo pegada en las sillas, que es lo que más odio del verano.

Con la llegada del buen tiempo todas deseamos lucir piernas bronceadas y, desgraciadamente, no todas lo conseguimos con algo de sol. Hay personas que, debido a su fototipo y a su baja síntesis de melanina no consiguen broncear como otro tipo de pieles. Yo me incluyo en ese tipo de pieles, y es por lo que actualmente me encuentro en busca y captura del mejor autobronceador. Desgraciadamente son años buscándolo.

¿Qué bronceadores he probado? Pues es una larga lista, y todos tienen suspenso salvo uno, unas toallitas de Nivea que no se si existen todavía (fue hace unos 5 años), con las que no conseguí absolutamente nada (por lo menos no obtuve ronchas). El autobronceador de Avéne (olor fatal), las toallitas de Comodynes (ronchas...), el autobronceador de La Roche Posay (Ronchas), el de Deliplus (ronchas); Una larga lista que ya empieza a cansarme.

Por último, decidí probar los que aportan color instantáneo a la piel: Radiant Glow y Instant tanning toallitas de Comodynes, Piernas Divinas de Caudalíe o incluso el de la marca Deliplus (muy parecido por cierto al de Comodynes físicamente, aunque tengo que reconocer es mucho mejor el acabado de el de Comodynes). Pues chicas, no doy con ninguna, llamadme torpe, pero me es dificilísimo dejar un tono uniforme. O eso, o soy demasiado exigente con estos productos. De estos tengo todavía el producto, asique os enseñaré un antes y un después para que podáis valorar vosotras mismas.

Por último, mi última opción (y solo para casos puntuales y excepcionales), fue acudir a un centro de estética a que me bronceasen en condicines con aerógrafo. De esta forma me aseguro un bronceado uniforme y bonito. La única pega, el olor, no es que sea exagerado, pero el primer día hueles bastante a "quemao".

Hoy vengo a contaros mi experiencia con el nuevo Spray Sublime Bronze de L'Oreal. Un producto que pintaba muy, pero que muy bien, y bueno, "otro autobronceador más".
Se trata de un producto que por su packaging pinta bastante bien, un autobronceador con micro-difusor, el cual promete un bronceado sin parches y sin malos olores. Además, ahora lo tenéis en el corte inglés en toda la gama con segunda unidad al 50% (tenéis una variable especial para la cara). Su precio oscila los 19 euros. Bastante caro para mi gusto.

Lo cierto es que primero me exfolié muy bien las piernas (sólo me atreví con las piernas). Posteriormente procedí a hidratar la piel (gravísimo error, salvo que la marca así lo aconseje, es recomendable no hidratar la piel hasta que no se haya hecho uso del autobronceador, para evitar que ciertas zonas absorban y ciertas no). Como podéis ver en las fotos, (parezco bastante blanca, y en verdad si que he subido de tono), el resultado es bastante desigual y heterogéneo, demasiadas irregularidades en el color (mis cardenales no ayudan a unificar el color). Otro dato a valorar es el olor, que tengo que reconocer que posiblemente sea lo mejor de la fórmula.
Por último, me gustaría dejaros un mini manual de primeros auxilios para aquellas que queráis hacer uso de estos productos esta temporada.

Mi recomendación:
- No hidratar antes del autobronceador la piel o sufriréis efecto parche.
- Comenzad siempre de abajo a arriba, evitando siempre manos y pies, y pasar muy poquito autobronceador por codos y rodillas (ya que estas tienden a pigmentar más).
- Dejar secar hasta vestiros
- Hidratar después de haber realizado el autobronceado.
- Realizar preferiblemente por la noche, ya que la piel se encuentra más receptiva por la noche.

Como ya os he adelantado, hidraté la piel antes con el nuevo producto de ISDIN, Ureadin Spray and Go (el cual os adelanto que es una pasada, aunque hablaré extensamente de él en otro momento.), por lo que le daré un nuevo voto de confianza al autobronceador en poco. Si vuelve a dar los mismo resultados, irá directo al cajón de los desastres.

Os dejo con un antes y un después para que podáis valorar vosotras mismas el resultado.

Antes de la aplicación. Ahí os muestro los productos utlizados

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Te gusta lo que lees? ¡Suscríbete!

Introduce tu correo electrónico:

Delivered by FeedBurner