jueves, 28 de julio de 2016

¿Estás harto del herpes labial?


¡Hola a tod@s!

Por si fuera poco, el verano no sólo nos trae rayos de sol y vacaciones. El herpes labial (calenturas), es uno de los problemas más frecuentes por los que se acude a la farmacia en estas fechas.

¿Por qué me aparecen calenturas?

 Las calenturas son producidas por el virus del herpes simple. Un virus que solemos adquirir de pequeños y que, en estado normal, tiende a quedarse "dormido" o "desactivado" en el labio.

La exposición al sol, el estrés, la fiebre, el periodo menstrual y diversos medicamentos son algunos de los factores que afectan a la "activación" del virus y por lo tanto, de padecer calenturas.

¿Qué es normal notar? 

Lo primero de todo es un ligero comezón en la zona, posteriormente ardor y picor,  acompañados de inflamación y dolor. Una vez pasada esta fase inicial, comienza a formarse o bien en una ampolla grande o varias ampollas pequeñas, sensibles al tacto y llenas de un líquido pulverulento amarillo. Con el paso de los días, esta ampolla desaparecerá para formarse una costra tirante, para después caerse y quedar una cicatriz rojiza hasta su completa cicatrización.


Ya tengo herpes, ¿Cómo debo tratarlo? 

Debes saber que las famosas cremas para los herpes (los famosos tubitos pequeños de aciclovir), sólo son efectivos si se utilizan desde la fase inicial del herpes, es decir, desde el momento en el comenzamos a notar el comezón. Si este no es tu caso, olvídate de estas cremas.

Tengo que reconocer que en cuanto al tratamiento del herpes sigo siendo bastante convencional. Lavar bien la zona afectada con agua y jabón, especialmente cuando la ampolla ha estallado liberando el virus (secar la zona con papel de usar y tirar, que con la toalla podemos pegarselo a alguien) y después aplicar a toquecitos una solución de sulfato de cobre al 1/1000 (tendrías que pedirlo con ese nombre en la farmacia).

El tratamiento con sulfato de cobre deberás hacerlo 3 veces al día y hasta que las ampollas desaparezcan hasta la formación de la costra.

Una vez se ha formado la costra, es frecuente que se parta y salga sangre. Para darle flexibilidad, os recomiendo apliquéis vaselina pura hasta su completa cicatrización.

¿Como puedo evitar que me vuelva a pasar?

Lo primero, pensemos en los demás: seca siempre la zona con papel de usar y tirar a toquecitos y evitar dar besos o compartir cubiertos.

Entre las medidas que podemos tomar para seguro, disminuir la frecuencia de aparición tenemos:

- Evitar morderse los labios.
- Evitar quemarse los labios con comidas o bebidas muy calientes.
- Mantener siempre los labios bien hidratados.
- Utilizar protección solar alta en los labios.
- Evitar alimentos o costumbres que "te corten los labios": por ejemplo comer productos muy salados.

Debo mosquearme e ir al médico cuando...

En ocasiones, es necesario consultar al médico. Entre algunas de las alertas más frecuentes podemos encontrar:

- El herpes se extiende incluso al ojo.
- No mejora después de 7 días.
- La frecuencia de aparición es muy alta.
- Las ampollas aparecen o se extienden dentro de la boca.
- Si las costras son amarillas y no se curan.

¿Tienes alguna pregunta?
No dudes en ponerte en contacto conmigo, te ayudaré encantada. Mándame un correo electrónico a:
paraguapatu.info@gmail.com



Introduce tu correo electrónico y no dudes en suscribirte:

Delivered by FeedBurner

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Te gusta lo que lees? ¡Suscríbete!

Introduce tu correo electrónico:

Delivered by FeedBurner